18

Aureola. El bello presente que nos dejó Auto Escucha Valencia

Contenido de la entrada

Hola Mujer consciente…

Sentirse envuelta en el ‘halo’ o Aureola de Auto Escucha es el más bello regalo que nos dejó la edición del pasado diciembre. Hubo muchos más que puedes leer a continuación, aunque me ha gustado tanto el concepto de halo o Aureola que lo he desarrollado un poquito para que puedas vibrarlo tú también.

¿Qué es el halo o aureola?

Las aureolas son partes inherentes de la persona y son el resultado de lo que irradiamos en nuestro ser. Tienen por función conectarnos con los demás por medio de la vibración que emitimos. Nuestras aureolas irradian un fuerte flujo de luz, (energía-vibración-aromas). De hecho, una aureola bien desarrollada puede irradiar una fuerte luz como la que percibimos del sol, aunque de normal el ojo humano no está configurado para percibirla, pero sí podemos sentirla.  Ésta aureola es como una huella dactilar energética, ya que en ella se muestra quienes somos, que hacemos, cuáles son nuestras intenciones, etc.

Conectados al universo

Las aureolas se conectan con el todo, con el saber, con la naturaleza, con el universo mismo. La descripción más cercana es la de tener al universo dentro de ti, a la vez de sentirte dentro del universo, algo sumamente fascinante.
Y ahora si, te dejo con las impresiones de una de las ediciones más luminosa de AutoEscucha Valencia

Que sentir más bello me ha dejado el curso de hoy.

Si tuviera que definir en una palabra el curso de hoy diría envolvente, lo he sentido a mi alrededor, en todas partes, en todo mi cuerpo, en todo lo que me rodea y en todo mi halo. Miro la etimología de envolver y me dice cubrir algo, rodeándolo.

Me encanta esta palabra y me da gusto cuando la utilizo, envolver. La tendré abierta para profundizar en ella. Ha sido intenso para mí, a veces sentía cosas inesperadas y he dejado que todo ello me envolviera. La sesión de hoy me deja este tema musical, que bonito, y lo puedo aplicar a mi pareja, a mí misma, y a las mujeres fuertes y coherentes que me rodean.

 

DECIR LA VERDAD

No estoy en mi mejor momento (sobre todo corporal), con la sensación de no encontrar el camino para llegar a él. Por esto y, pese a encontrarme así, estas navidades me aferro a la idea de celebrar lo afortunadas que somos por vivir en un contexto donde la mujer puede disfrutar de su libertad tanto física como mental. El ejercicio de movimiento con el paño en los pies me ha gustado mucho. Lo haré en casa. Por cómo me siento, veo que de wifi-tierra ando algo escasa.

 

Siempre “pa delante”, hilando con hilo de plata la realidad que tenemos.

Es cierto que llevo un tiempo acudiendo a los cursos de A Conscious Life, y sigo sorprendiéndome, maravillándome. Y sé que el motivo de que los cursos sean cada uno distinto al anterior, aun siendo siempre lo mismo es que cada uno sale con lo que todas llevamos y la capacidad de Ana para “leerlo”.  Sin embargo, en esta ocasión pude ver como todo está estructurado, todo tenía un sentido y como el mensaje, lo que allí íbamos antes a hacer, hablar, ya había sido “hilado” con anterioridad y preparado para que nosotras lo recibiéramos.

Celebration

He disfrutado de la conexión de mis pies, bailando, compartiendo, girando en definitiva celebrando y potenciando la sabiduría femenina. Con los ejercicios me he divertido sola, en pareja y en grupo, en el nosotros es donde más he disfrutado, surgían sorpresas, cambios de ritmo, giros, ha sido una aventura y he sentido que formaba parte de algo muy mágico. Mi niña interior se ha refrescado.

 

¡¡¡Se acabaron los días de la marmota en mi vida!!!

Es curioso a la par que flipante darme cuenta de que hasta hace apenas 15 días no tenía Wifi en casa, me he sentido un poco nómada estos últimos años y aunque he llevado todo este tiempo conmigo mi red móvil activa, tener wifi en casa me permite tomar conciencia de que ha llegado el momento de conectarme a la tierra, al espacio al que debo pertenecer y crear mi propio hogar. Sin ser consciente he vivido con una red de datos, datos que no se conectan a la humanidad y que solo sirven para tu dispositivo,  ahora observo la diferencia entre una cosa y otra, supongo que no estaba preparada para echar raíces, todavía tenía que dar una vuelta más al estar sin conexión o al conectarme a la red de otros, y esto pasa por cogerle la red al vecino, o vivir en casa con más personas y que la red aunque este a tu nombre no sea tuya propia, la tierra me ha dado permiso para conectarme, hoy he visto la luz 😉

Quiero cerrar el año con todas las cosas resueltas e integradas, hoy me he recuperado a mí misma, he escuchado mi voz interior y ahora sé lo que necesito para ser feliz.

 

Mi impresión sobre el curso de Auto Escucha es

Aprender a empoderarse y a sentirse segura, sin dejar que nada ni nadie pueda con una.

Todas somos UNA

A lo largo de la semana cada vez que me acordaba de que el sábado había curso, me alegraba mucho. Voy al curso con ganas y motivada, y salgo con un tempo y una paz maravillosa, incluso diría que más YO. A lo largo de este mes he llegado a tener esa misma sensación en algunas ocasiones y mi objetivo es que esa sensación sea permanente en mi día a día. Me ha gustado mucho cuando Ana se ha descrito como una artista de las palabras, ya que sin lugar a dudas expresarse de forma directa y agradable, para avanzar, limitar, dar vida a las ideas, ordenar un espacio, acercar, es todo un arte.

Envolver las palabras en una suave música. Calentar primero antes de llegar al núcleo de la conversación. Transmitir con amor para que las personas que te escuchen se vayan abriendo, etc.

Me sentí como en casa

Cada vez que entro por la puerta para el curso me caen las lágrimas. Todo me resuena a mis hijas, mi madre, mi hermana…… Toda mujer es sensual, aunque ella no se vea, TODAS ERAMOS SENSUALES o así lo sentí yo. Días de Familia, comida, Brindis. Verdades, sumar, restar…y borrón y cuenta nueva… Fue MÁGICO.

PD el bizcocho y la mistela genial.

Borrón y cuenta nueva y en enero más

Una gozada de mañana y me voy cargada de buenos consejos para estas fechas, llena de claves importantes para cerrar el año y empezar el siguiente a tope. Tenía claro que sexy no me consideraba y cuando se dijo sensual dudé. Ahora que he buscado su significado y lo relaciona a lo perteneciente a los sentidos, puedo considerarme, algo sensual, ya que es cierto que en algunos de mis sentidos conecto bien. A pesar de eso, durante el baile me sentí sensual, conecto de una forma fácil con la música y mi cuerpo la acompaña, sin bloqueos, sin pautas, me dejo llevar y si me descoloco vuelvo. Lo disfruto. Conecté tanto con mi cuerpo y la música que al acabar sentía vergüenza, pero el estar ese ratito de más con el pañuelo puesto ayudo mucho. Me viene la canción esa de “que me quiten lo bailao”. Ese momento se queda en mi cuerpo, yo lo sentí así, diría que se guardó un poquito en el pecho y otro poquito en el estómago.

 

En Auto Escucha el tiempo se me pasó “volando”

Disfruté mucho conectado con mi “wifi” y la experiencia de hacerlo con los ojos tapados-cerrados fue todavía mejor. También disfruté mucho viendo a mis compañeras bailar, me transmitían toda su energía, fue muy bonito. El ratito del brindis y del bizcocho fue también muy especial.  En definitiva, de este curso me quedo con todo lo que vimos y sobre todo con la importancia de la VERDAD, de decir siempre la VERDAD.

 

Ha sido muy interesante este curso

Me ha ayudado a valorar a las personas que me rodean y a mí misma. También debo decir que veo las cosas desde otro punto de vista, ya no soy tan dramática como antes. Estoy en el proceso y a poco a poco iré aprendiendo 😀

Por primera vez, sentí la magia…

Desde el primer curso a este, cada vez disfruto más. Me siento más cómoda, cada más integrada, cómo si perteneciese a un equipo, como si formase parte de un todo… Me ocurrió algo muy hermoso, cuando estábamos brindando…como si de una cámara lenta observé a mis compañeras sonreír y hablar… y sentí una gran felicidad.

¿Cuál es el poder que tienen las mujeres?

Pues voy a replicar la hermosa analogía que Ana ha compartido con todas nosotras:

La mujer teje los hilos del mundo y además repara cualquier ‘descosido’ con su amor y su alegría. Lo hace a través de su corazón, sus palabras y sus actos. Su corazón es la aguja, sus palabras el hilo, sus manos las tijeras.  La mujer que siempre dice la verdad, lo que siente en cada momento y vive con coherencia, la que goza y disfruta de su vida … tiene un poder enorme. Somos las guardianas del sentir del tiempo, de fluir y latir con él, sentirnos una con la Vida para después transferirlo. Hoy he sido consciente de la doble vertiente del axioma: ‘La Verdad os hará libres’. Por un lado, saber la verdad sobre cualquier cosa te libera, pero, por otro lado, decir siempre la verdad te libera de situaciones negativas y de que te pasen cosas malas (a ti y a tus hijos).

Al final va a resultar que la honestidad y la coherencia son la mejor protección que existe.

¿A qué debe saber una mujer?

A picante con un toque dulce y amargo, según el momento…  ¡Me encanta! y me identifico 😄 Siempre me he sentido una mujer atractiva pero no siempre de la misma forma. Cuando era joven pensaba que gustaba a los hombres porque era muy femenina, simpática y agradable. Ahora, en la madurez, sé exactamente qué es lo que atrae de mí a los hombres y utilizo esa sabiduría, ese poder, de forma consciente y con un propósito ‘elevado’. Estoy conectada con la Diosa Venus que vive en mí.

Me ha encantado también la analogía de disfrutar con tu pareja de todas las habitaciones del hogar y no solo del dormitorio-sexo. Gozar conversando, compartiendo una comida, trabajando juntos, bailando, viendo una película ¡hasta en el cuarto de baño!  … ¡Eso es la auténtica comunión! Cuando llega un momento en que el sexo ya se ha sublimado y cualquier momento compartido se convierte en un momento enriquecedor y gratificante. Sobre el tema cuarto de baño observo que no tengo deberes ni ninguna asignatura pendiente. Soy una mujer que se mira en el espejo lo justo e imprescindible y que otorga a su aspecto físico la importancia que merece, ni más ni menos. Me cuido, estoy a gusto conmigo misma y ‘me miro bien’.

  • Hoy he salido del curso con la certeza de que mi parte masculina y mi parte femenina están equilibradas si bien es cierto que mi tendencia natural es actuar desde lo femenino y que he de estar siempre atenta para ser consciente de cuándo toca actuar desde una y otra polaridad.

Me siento muy dichosa y afortunada porque cuando esta Navidad alce mi copa para brindar durante una agradable comida con las personas de mi círculo de confianza tendré mucho por lo que sentirme agradecida. Empezando por ser quien y como soy y a donde he llegado.

¿Te ha gustado el post? ¡Comparte!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on print
Share on email

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos
Responsable: Ana Ávila
Finalidad: Moderación de comentarios
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: No se comunican datos a terceros. Los datos quedarán almacenados en los servidores de GRUPO LOADING SYSTEMS, S.L, situados en la Unión Europea
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir tus datos, derechos que puedes ejercer enviando un correo electrónico a info@aconsciouslife.es
Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en la política de privacidad.